Viajarseguro.org

Gripe y resfriado

Indicaciones desde la oficina de farmacia

El resfriado común, es una infección de etiología vírica del tracto respiratorio superior, que cursa con inflamación de la mucosa nasal y faringe. Es un síndrome leve, autolimitado (sigue un curso de curación espontánea) y de corta duración (aproximadamente 1 semana). La aparición del resfriado tiene carácter estacional con mayor incidencia en otoño, mitad del invierno y finales de primavera.

Está causado principalmente por dos clases de virus, coronavirus y rinovirus, se produce cuando éstos entran en contacto con las membranas mucosas de los ojos, boca o nariz o a través de la inhalación de partículas grandes o de gotitas infecciosas generadas por los estornudos y la tos.

Síntomas

El periodo de incubación varía entre 12 y 72 horas. Los síntomas típicos son:

  • Secreción y obstrucción nasal
  • Estornudos
  • Dolor de garganta
  • Tos y malestar general
  • En ocasiones fiebre (38 - 39ºC) principalmente en niños y lactantes


  • La gripe está causada por un tipo de virus ARN de la familia Orthomyxoviridae que se transmite desde individuos infectados a través de gotas en aerosol procedentes de secreción nasal, bronquial o saliva que contenga alguna de ellas, que son emitidas con la tos o los estornudos o sólo al hablar. También es transmisible por la sangre1 y por fómites.

    Síntomas

    Son de aparición súbita, afecta a las vías respiratorias, inicialmente puede ser similar a un resfriado y con frecuencia se acompaña de síntomas generales como dolor de garganta, debilidad, mialgias, dolor estomacal, artralgias, cefalea, tos seca y sin mucosidad, malestar general y algunos signos como puede ser fiebre. También puede provocar, más a menudo en niños, náuseas y vómitos, que al ser síntomas de gastroenteritis hace que se denomine gripe estomacal o abdominal.

    Resfriado versus gripe

    La siguiente tabla puede ayudar a distinguir desde la oficina de farmacia una gripe de un resfriado común para así recomendar la visita al médico -por su gravedad en el caso de la gripe- o poder tratar los síntomas con un anticarral.



    Tratamiento

    Hay que recordar que tanto para prevenir la gripe como el resfriado es muy importante lavarse las manos frecuentemente, y en el caso de la gripe la vacunación.

    Resfriado común, el tratamiento es sintomático, se pueden recomendar desde la oficina de farmacia:

  • Analgésicos, antipiréticos, y a veces antiinflamatorios.
  • Descongestionantes nasales.
  • Antihistamínicos.
  • Antitusivos, mucolíticos y expectorantes.


  • Los antibióticos, SOLO se deben administrar en el caso de sobreinfección bacteriana y prescritos por el médico.

    1. Descongestionantes nasales

    Son fármacos alfa 1-adrenérgicos, que provocan vasoconstricción de la mucosa nasal, mejorando la congestión y la ventilación. Su vía de administración puede ser tópica o sistémica. Se usa la fenilefrina y pseudoefedrina.

    2. Antihistamínicos

    Actúan bloqueando la acción de la histamina sobre sus receptores a nivel de la mucosa nasal. Disminuyendo la cantidad de moco segregado y aliviando la rinorrea. Se usa la clorfenamina y bromfeniramina.

    3. Analgésicos - Antipiréticos

    Se usan para aliviar el dolor de garganta, de cabeza, malestar general y la fiebre. Se usa paracetamol, ácido acetilsalicilico y salicilamida.

    4. Mucolíticos y Expectorantes

    El mucolítico disminuye la viscosidad de la secreción mucosa bronquial, con lo cual se facilita la expulsión del esputo. Se usa acetilcisteina. El expectorante estimula los mecanismos de eliminación. Por ejemplo, el movimiento ciliar que impulsa la secreción hasta la faringe para ser eliminado por expectoración o deglución. Se usa guaifenesina. En la práctica esta distinción no es tan evidente y ambos conceptos se suelen incluir en el mismo grupo.

    5. Antitusivos

    Deben reservarse para el tratamiento de la tos seca no productiva. Este tipo de tos carece de interés fisiológico, a diferencia de la tos productiva, por lo que debe ser eliminada. Estos actúan deprimiendo el centro bulbar que controla el reflejo de la tos. Se usa dextrometorfano. Generalmente en el tratamiento de los síntomas del resfriado se usan combinaciones de varios productos. Se suelen combinar antipiréticos-analgésicos junto con antihistamínicos y descongestivos nasales. En algunas ocasiones también llevan incluidos antitusígeno y expectorante.

    Recomendaciones desde la oficina de farmacia


    1. Descansar y abrigarse para reponer fuerzas.
    2. Mantener un ambiente cálido y sin excesiva humedad.
    3. Evitar los cambios bruscos de temperatura y los espacios cerrados/con mucha gente.
    4. Dejar de fumar. Evitar el alcohol.
    5. Alimentarse adecuadamente con frutas y verduras.
    6. Beber gran cantidad de líquidos.
    7. Toser y estornudar en un pañuelo.
    8. Evitar la automedicación y consultar al farmacéutico.
    9. Cuidado con los antibióticos.
    10. Acudir al médico si los síntomas no mejoran en pocos días.

    Gripe, la prevención mediante la vacunación es lo más importante sobre todo en grupos de riesgos, mayores de 65 años y niños.

    Su tratamiento, es más complejo y requiere prescripción y diagnóstico médico. Según cada caso el tratamiento puede incluir:

    1. Antibióticos
    2. Antivirales

    Antibióticos

    Dado que la gripe es una infección vírica no mejoran el cuadro, salvo que se prescriban por la aparición de una infección bacteriana secundaria. No se recomiendan con fines profilácticos para minimizar la aparición de resistencias.

    Antivirales

    Solo utilizados en pacientes con riesgo de complicaciones severas. Y son el Oseltamivir (inhibidor de neuraminidasa) y la amantadina (Inhibidor M2).

    Más información





    Haga una donación