Viajarseguro.org

Aedes albopictus




Morfología:

Este mosquito pertenece al género Aedes, por lo tanto, se caracteriza por tener los palpos mucho más cortos que la probóscide, característica taxonómica que le diferencia de los anophelinos, presentando de forma distintiva, setas post-espiraculares y escamas en el paraterguito (aunque no en todos), característica taxonómica que los separa de otros grupos de culicinos.

Aedes albopictus, cuerpo pequeño, alrededor de 5-8 mm. Oscuro (negro) con escamas blancas plateadas que le dan a las patas un aspecto de bandeado y una característica banda longitudinal a lo largo del tórax y la cabeza.

Suelen picar al atardecer y al amanecer, momentos en los que las hembras se desplazan para buscar hospedadores, aunque si el hospedador se mete en terrenos de cría puede ser atacado por las hembras en cualquier hora del día.

Los criaderos larvarios suelen ser pequeñas manchas de agua tanto naturales: huecos en árboles o grietas de rocas, como artificiales: jarras, floreros, ceniceros, platos de macetas o sumideros de fuentes, normalmente relacionadas con espacios abiertos con vegetación.

De forma general, las hembras depositan los huevos en los bordes del agua, asegurando la eclosión de los mismos cuando el nivel hídrico aumenta; esto significa que los huevos de este grupo de insectos resisten perfectamente la deshidratación (incluso es condición necesaria para continuar su ciclo de vida), lo que les ha permitido, conjuntamente con otros factores, como el comercio globalizado, dispersarse por otras áreas geográficas, incluida Europa.

Enfermedades que transmite:

Son vectores eficaces de arbovirosis de alto impacto sanitario como West Nile virus, Dengue, fiebre amarilla, Chinkungunya o Zika, además de algunas filarias, como la Dirofilaria immitis.

Distribución geográfica:

Originariamente especies de distribución Oriental (A. albopictus), gracias a la acción humana y a su gran capacidad de adaptación a nuevos hábitats, se han descrito en amplias zonas biogeográficas: Paleártica, Neártica y Neotropical (Europa mediterránea, África, Asia, Américas, Pacífico Occidental.)

¿Cuándo pica?

La mayoría de los aedinos son de marcado carácter exofágico, es decir, pican en el exterior de las habitaciones, aunque suele descansar en lugares cubiertos (dentro de las casas), por lo que es probable que pueda picar a los humanos dentro de las habitaciones.

¿Cómo es su picadura?

La picadura de los Aedinos suele ser bastante dolorosa con una gran afectación local.

¿Reacción local?



Mapas de distribución



Enlaces útiles

  • The global compendium of Aedes aegypti and Ae. albopictus occurrence. Fuente: Nature. doi:10.1038/sdata.2015.35
  • The global distribution of the arbovirus vectors Aedes aegypti and Ae. albopictus. Fuente: eLIFE http://dx.doi.org/10.7554/eLife.08347
  • Mosquito maps in Europe. Fuente: ECDC
  • Aedes (Stegomyia) albopictus (Skuse, 1894) (Diptera, Culicidae) first detection for the Community of Madrid, Spain. Boln. Asoc. esp. Ent., 41 (3-4): 515-519, 2017



  • Revisado por la Dra. Rosario Melero Alcíbar. (Agosto 2016)




    Las acumulaciones de agua en los cementerios, focos de mosquito tigre.

    En esta época, los camposantos pueden ser un foco potencial de proliferación del Aedes albopictus (mosquito tigre).

    Además de la temperatura, uno de los factores que más afecta a la multiplicación del mosquito tigre es el agua estancada. Durante estos días muchas personas llevan distintos recipientes de cerámica, vidrio o metal, donde colocan flores, dejando el agua ahí, olvidándose de ella, convirtiéndose en un foco muy importante.

     Las acumulaciones de agua en los cementerios, focos de mosquito tigre

    Deben promoverse actuaciones preventivas que eviten esta proliferación. Por ejemplo, los técnicos de cementerios deben revisar y retirar aquellos recipientes donde puedan proliferar las larvas. O acciones sencillas como perforar las jardineras, utilizar corchos verdes en su interior o, en definitiva, evitar cualquier estancamiento de agua.



    Orgullosos de la Dra. Rosario Melero por la primera identificación de Aedes albopictus en Madrid

    Con esta breve nota científica: "Aedes (Stegomyia) albopictus (Skuse, 1894) (Diptera, Culicidae) primera cita para la Comunidad de Madrid, España" publicada en el Boletín de la Asociación Española de Entomología nuestra compañera y colaboradora la Dra. Rosario Melero informaba a la comunidad científica del hallazgo del mosquito tigre por primera vez en la Comunidad de Madrid.

     Orgullosos de la Dra. Rosario Melero por la primera identificación de Aedes albopictus en Madrid

    El trabajo enmarcado en el proyecto "Identificación de vectores y fauna tóxica del Sistema de Vigilancia de Vectores de la Comunidad de Madrid" encontraba el mosquito en una trampa de oviposición en una localidad cercana a la autovía A-III (Madrid-Valencia) alejada de las zonas conocidas de su distribución actual en España, y con ello confirma la capacidad de dispersión del mosquito tigre utilizando el transporte por carretera. [Leer artículo]



    El mosquito tigre (Aedes albopictus) es un potencial vector de la fiebre amarilla. Recientemente se ha demostrado que el mosquito tigre (Aedes albopictus) tiene capacidad de transmitir la fiebre amarilla. Este insecto, que es una especie oportunista, es capaz de colonizar tanto áreas urbanas como rurales.

    Los hallazgos de un estudio sugieren que la fiebre amarilla tiene un potencial de adaptación significativo para A. albopictus. La investigación utilizó dos poblaciones de mosquitos brasileñas, de Manaus, en el Amazonas -un área endémica de la fiebre amarilla-, y Rio de Janeiro, -una región urbana libre de fiebre amarilla-.

     El mosquito tigre Aedes albopictus es un potencial vector de la fiebre amarilla

    Los mosquitos se infectaron vía oral y, 21 días después, se recogió la saliva de más de 20 hembras y se amplificó in vitro en células de los insectos. Los virus producidos se administraron a los mosquitos, comenzando un nuevo ciclo de selección. A partir del quinto ciclo, el virus finalmente se detectó en la saliva de los mosquitos, lo que indicó que la transmisión viral era posible. [Leer más]



    Haga una donación