Viajarseguro.org

Consejos para el baño (mar, ríos, lagos ...)

Información relevante de seguridad a la hora del baño, tanto en el mar como en agua dulce. Recordar que las aguas dulces de algunos países endémicos pueden estar infectadas por una larva denominada Schistosoma o amebas de vida libre que penetran por la piel o las fosas nasales provocando la enfermedad -en estas zonas sólo serían seguras las piscinas con agua clorada para el baño)



Brotes de enfermedades relacionados con aguas recreativas tratadas (Piscinas, parques acuaticos, jacuzzis...)  Brotes de enfermedad relacionados con aguas recreativas tratadas (Piscinas, parques acuaticos, jacuzzis...)

Un informe del CDC publicado en mayo del 2018 ha mandado un mensaje de alerta respecto a los baños en aguas recreativas (grandes piscinas compartidas, parques acuáticos, jacuzzis...) Durante catorce años (2000-2014), responsables sanitarios de 46 estados notificaron 493 brotes de enfermedades asociados al baños en este tipo de aguas.

Los brotes provocaron más de 27.000 infecciones, de ellas desgraciadamente 8 fallecieron. El estudio encontró como espacios de baño más peligrosos las piscinas de hotel y los jacuzzis, donde se produjeron el 32% de los brotes. En parques públicos el 23%, en clubes e instalaciones recreativas el 14% y en parques acuáticos el 11%.

La principal causa de estos brotes parece residir en la efectividad del cloro y otros desinfectantes comúnmente usados frente a tres microorganismos. Cryptosporidium, que se relaciona con problemas gastrointestinales; Pseudomonas, relacionada con otitis de las piscinas; y la Legionella, que produce una enfermedad parecida a la neumonía.

Entre las recomendaciones para prevenir complicaciones están las de no tragar agua, prohibir la entrada a niños con diarrea o medir regularmente los niveles de pH, bromo y cloro en el agua con tiras reactivas para asegurar un buen control. [Leer estudio]





El peligro de bañarse en pantanos, presas y embalses  El peligro de bañarse cerca de presas

Incluso nadadores expertos corren un gran riesgo cuando de manera inconsciente, se meten en ciertos lugares inocentes a primera vista. Es muy frecuente leer en los medios trágicas noticias de gente que decidió darse un baño en unas aguas tranquilas, y no salió de ellas.

Estas masas de agua que, generalmente, no se renuevan al carecer de un flujo constante (como sí ocurre en un río, que tiene otro tipo de problemas), están sometidas en su superficie a cambios de temperatura más rápidos que en las partes más profundas. Este fenómeno tan sencillo, provoca que el agua se "estratifique" según su temperatura: aguas más calientes arriba y aguas más frías abajo.

Si la temperatura del aire desciende, y a esto se le suma la entrada de viento, llega un momento en que el agua superficial está más fría que la de abajo, lo que genera un movimiento de aguas que tienden a regularizar la situación. Lo que origina que a pesar de que ver aguas tranquilas, por dentro hay una serie de procesos naturales no observables, que generan una serie de corrientes que pueden dar al traste con un agradable día de campo y de baño.

Además de esto, no siempre los fondos que pisamos son fiables. La acumulación de fangos con piedras, raíces y otros restos enterrados, pueden provocar tropezones, enganchones... que, igualmente, pueden provocar una tragedia. Las propias algas pueden engancharnos igualmente.

Si la masa de agua es un embalse, hay que tener en cuenta que, quizás, se abra alguna compuerta. Este fenómeno tan sencillo, provoca una serie de turbulencias y corrientes en la masa de agua que, igualmente, pueden ser muy peligrosas.





Karenia brevis ... responsable de la marea roja en Florida

K. brevis es una especie de dinoflagelado microscópico, unicelular, famoso por sus proliferaciones endémicas en el golfo de México. Cada célula tiene dos flagelos que le permiten moverse a través del agua en un movimiento giratorio.

Produce dos tipos de toxinas liposolubles: la hemolítica y la neurotóxica; estas últimas son conocidas como brevetoxinas, y sus efectos en la fauna marina son numerosos, como la muerte masiva de peces, mamíferos marinos (delfines y manatíes), aves y tortugas.

En humanos, la intoxicación neurotóxica por mariscos causados por K. brevis, es un síndrome de intoxicación que se parece al de la ciguatera, en el que predominan los síntomas gastrointestinales y neurológicos.

 Karenia brevis ... responsable de la marea roja en Florida

La presentación clínica asociada a la marea roja en Florida puede ser una gastroenteritis aguda, con signos neurológicos relacionados a la ingesta de mariscos; o la exposición por aerosoles de dinoflagelados, todos los efectos en humanos completamente reversibles.

Uno de los síntomas que con frecuencia experimentan los bañistas durante una marea roja por Karenia brevis es irritación respiratoria, que puede incluir picor de garganta y tos (los pacientes asmáticos son particulamente suceptibles ). Otros síntomas que pueden encontrarse son mareos, visión borrosa y eritemas cutáneos.

Es un microrganismo relativamente frágil. Particularmente por el oleaje a lo largo de las playas, se fragmenta fácilmente, liberando las toxinas. Durante la marea roja activa, la playa se contamina por el rocío salado, aerosol que contiene fragmentos de los organismos y las toxinas, lo que se asocia a conjuntivitis reversible en personas expuestas



Haga una donación